miércoles, 3 de abril de 2013

Restaurante Arrieros

Restaurante Arrieros
959 463 717
http://www.arrieros.net/new/restaurantearacena.html
Arrieros, 2
Linares de la Sierra
Sierra de Aracena
(Huelva)

Las palabras se quedan cortas para describir las sensaciones que experimentamos en este maravilloso restaurante y lo a gusto que estuvimos. Nos fuimos con pena, nos sentíamos realmente bien y es que nos trataron con taaaanto cariño, la bonita casa está decorada con taaaaanto mimo y la comida que su Jefa de Sala describe con pasión y el chef elabora con maestría es un bocado taaaaan sublime que el tiempo se para allí dentro.

Hay que decir que encontramos este restaurante por casualidad. Siempre nos gusta investigar la zona que vamos a visitar, preparar las rutas, las visitas gastronómicas... pero este viaje fue totalmente improvisado, una escapada en busca de tranquilidad y naturaleza. El día se antojaba lluvioso y desagradable y decidimos almorzar pronto y darnos un pequeño homenaje y ¡vaya si lo hicimos! Entrar en el salón de este restaurante es como colarse en un cuadro, pero lejos de parecer frío, es de una belleza acogedora, serena. La chimenea del salón principal nos enamoró, pero no habíamos reservado, así que tuvimos que pasar al siguiente salón, que tampoco desmerecía. Tuvieron a bien traernos un braserito alimentado con las ascuas de la chimenea y ese fue el principio de una bonita historia de amor. 

Cuando estábamos a gusto, llegó su Jefa de Sala a recitarnos los platos de la Carta y digo recitar porque su forma de hablar era poesía. Describía los platos con mucho amor y con gran pasión, tanto que yo miré la Carta por compromiso porque cuando ella iba hablando mis glándulas salivares ya iban pidiendo por mí.  Nos decidimos por el Carpaccio de Presa, Foie y Vinagre del Condado (12,50€) y la Sopa de Tomate (6,50€) como entrantes. Los dos dejaron el listón muy alto. Sabores perfectamente combinados. De Primero degustamos Hamburguesas de Pluma Ibérica, Setas y Naranja (14,00€) y Carrilleras de Ibérico al Vino Tinto (15,00€), dos delicias del Campo que hicieron que más de un mmmmm escapara de nuestras bocas. Y para terminar, nuestros postres: Tarta de Queso (4,50€) y Coulant de Chocolate con Salsa de Chocolate Blanco (5,50€). Quizá la Tarta fue lo que menos nos entusiasmó. 

La comida estuvo llena de detalles como el Aperitivo de la Casa: un Hígado de Cerdo absolutamente delicioso, los Piñonates y la Copita de Licor para cerrar el almuerzo y por supuesto la amabilidad que derrochaba su Jefa de Sala que con mucho cariño y entusiasmo nos dio ideas para visitar la zona y nos animó a visitarla cuando los castaños se visten de hojas y cubren la bonita Sierra de Aracena.

En definitiva, una experiencia deliciosa que te puede salir a unos 35,00€ por persona sin vino, que sí tenemos que comentar que era caro. Nosotros sólo tomamos una copa (3,00€) porque conducíamos. Por cierto, es mejor aparcar a las afueras del pueblo porque la calle del restaurante no tiene salida y callejear con coche por Linares de la Sierra es pelín complicado.











No hay comentarios:

Publicar un comentario